Morgan – Kafe Antzokia | Bilbao

morgan_11102018_kafeantzokia_4
morgan_11102018_kafeantzokia_4
ticketea

Emociones a flor de piel con Morgan

La visita de Morgan a Bilbao parece haberse convertido en algo más que la simple visita de un grupo de música a una sala del norte. Ellos mismos reconocen que mucho de los inicios del grupo se han labrado en el “north” y es que Ekain (batería) es de aquí. Pero no sólo eso, como el mismo Paco (guitarra) nos confesó hace unos días, para él también era un concierto muy especial. Eso, la increíble voz de Nina (de la que poco tenemos que descubrir) y un show cuidado al detalle, hicieron de la noche de ayer algo casi mágico.

morgan_11102018_kafeantzokia_1

El set fue muy parecido al que ofrecieron en julio en Elorrio (puedes leerlo aquí). Abrieron con “Planet Earth”, la misma que abre “Air”, y “Blue Eyes”, con el inicio acompañado de las palmas del público que esta vez sí llenó el Kafe Antzokia. También decir que si se llena de gente que prefiere estar comentando todo y retransmitiendo el concierto vía redes sociales, mejor que quede vacío (varias fueron las ocasiones en las que se tuvo que pedir silencio).

Sobresalían los acordes de Paco a la guitarra, Nina se atrevió ya sí con el euskera y fue turno para “Attempting”, esta de “North”, su primer LP. Aquí le tocó el solo a “Chuches” a los teclados. Una breve presentación del grupo dio paso a “Oh Oh”.

Los intermedios

Nina, que parece sentirse a gusto con el protagonismo cómico entre temas, se llevaba los mayores aplausos y aunque hubo un sector del público que empezó a distraerse con el comienzo de “Goodbye”, los intermedios donde entraban Ekain y las bases de Ovejero hacían olvidarse de que este grupo nace del idioma de Shakespeare. En “Roar”, Nina se dedicó a cantar mirando al público con un toque de mímica, ya que parecía emular lo que cantaba. Su voz se transportó a otra esfera musical y el final de Paco a la guitarra consiguió la primera gran ovación de la noche.

morgan_11102018_kafeantzokia_2

Un inicio muy suave nos embriagó para “The Child” antes de la rompedora “Work”, de nuevo dedicada a Marcos. Presentaron (en realidad fue sólo Nina, los demás no se atrevieron al micro) “Be A Man” como un tema de sus inicios, pero que nunca llenó al grupo hasta que no llegó la letra de Paco y los arreglos de “Chuches” y Ovejero. Repitió en varias ocasiones la suerte de tener el equipo que formaban.

Preparando el final

De aquí en adelante, el concierto cobró otra dimensión, se habían quitado medio set de encima y llegaba el turno de lo que el público más quería. Primero, preparando el terreno para “Praying”, aunque en realidad no hizo falta. Seguido llegó el primer corte en castellano de la noche. “Sargento De Hierro”, con el inicio de sólo voz y teclados de Nina, emocionó incluso a la propia cantante que perdió en un momento la voz y la vimos buscando la mirada cómplice de sus compañeros. ¡Este tema emociona a cualquiera!

morgan_11102018_kafeantzokia_3

Los acordes de las seis cuerdas rompieron la tensión emocional con el inicio de “Home”, muy cantada por gran parte del público. Siguieron con la más animada “Flying Peacefully” y es que todo no iba a ser llorar. Antes del bis, dieron las gracias con “Thank You”, donde volvieron a destacar los solos de, primero “Chuches” y después Paco. Ahí se quedaron.

Llegó el final

Volvió sólo Nina, a su teclado, y cuando todos esperábamos “Volver”, pidió ayuda para “Txoria Txori”. Sí, Nina se atrevió con Mikel Laboa, en euskera y en el Kafe Antzokia. Esta chica, y por ende este grupo, no dejan de sorprender y lo de ayer fue otra demostración de lo que pueden llegar a hacer. ¡Emociones a flor de piel con parte del público haciendo los coros!

Sin recomponernos de este momento, sonó, ahora sí, “Volver”. Este tema es ese de los que pone los pelos de punta, pero lo vivido minutos antes eclipsó el resto. Volvieron el resto para acabar el corte. Y llegó el final, primero con “Another Road”, tema más “discotequero”, donde “Chuches” pudo lucirse.

morgan_11102018_kafeantzokia_4

Pero la cosa no acabó aquí. Nina y Paco, con acústica en la mano, decidieron irse a la parte delantera del escenario y “a capela” entonar el “Marry You”. Otro de los momentos para recordar y es que la voz de Nina fluía por el Kafe Antzokia casi como si en un teatro estuviese. De ese calibre fue el aplauso que hizo cortar el tema a mitad. Incluso Paco tuvo que pedirle a Nina que volviese para, esta vez sí, acabar lo que habían dejado a medias. Se despidieron sonando en eléctrico y agradeciendo a todo el equipo que hizo posible semejante show. ¡Estos chicos no dejan de sorprendernos! Eskerrik asko!

morgan_11102018_kafeantzokia_5

Texto: David Pereda

Fotos: Dave Blanco

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.